indianpornmax.com alohatube8.com familyporn.best malaypornhub.com

A lo largo de la historia de la humanidad han surgido decenas de personajes que han persuadido la mentalidad de muchas culturas;  así, recordamos grandes líderes que con sus ideas, actos o conductas y locuacidad lograron cambiar el comportamiento en lo religioso, cultural, político, militar, deportivo y social de grandes grupos; sus estrategias de comunicación evolucionaron de la mano de los medios, logrando impactar a millones de personas.

Hoy en día, el social media o las plataformas sociales son prácticamente imprescindibles en la estrategia de comunicación de todos estos líderes de opinión que poseen comunidades con grandes cantidades de personas. Estos líderes de comunicación son conocidos como Influencers; pero, ¿qué es un influencer?

“Un influencer es una persona que por su conocimiento, credibilidad, buena reputación y prestigio en cierta temática influye en el comportamiento para persuadir las decisiones y opiniones de otras personas, es  considerado como autoridad en su ámbito y debido a los contenidos que genera en sus redes sociales, es seguido por muchas personas”.

Gracias a esta credibilidad y popularidad ganada, las empresas contratan los servicios de influencers para que sean embajadores de sus marcas y así llegar a su público objetivo, logrando alcanzar exposición y traspasando de manera natural esa barrera de rechazo que los usuarios podríamos tener al ver una pieza publicitaria explícita.

Según empresas especializadas en el rubro, los influencers peruanos están considerados entre los mejores generadores de contenido de la región, gracias a la preparación, investigación y producción de sus contenidos, los cuales generan valor a las marcas.

¿Cómo elegir a un influencer?

Debemos tener en cuenta que no todos los influencers encajan en la estrategia digital de las marcas. Por eso, se debe identificar aquellos que por sus valores, conocimiento, estilo, tono y personalidad se asemejen más a la marca. La clave está en asegurar una afinidad clara entre el influencer y la marca. Además, obviamente, en función a nuestros objetivos, presupuesto y conexión con el target, elegiremos a unos influencers u otros.

Tipo de influenciadores según el número de sus seguidores:

Existen varios criterios con respecto a las cifras, pero en términos generales se clasifican de la siguiente forma:

  • Microinfluencers: tienen entre 5.000 y 25.000 seguidores activos.
  • Pequeños influencers: entre 25.000 y 200.000 seguidores activos.
  • Grandes influencers: entre 250.000 y un millón de seguidores activos.
  • Macroinfluencers: entre 1 y 7 millones de seguidores activos.
  • Celebrity: más de 7 millones de seguidores activos.

Cabe mencionar que un celebrity es alguien a quien seguimos por su fama, el cual no necesariamente ha nacido en las redes sociales o un medio de comunicación, por lo general es una súper estrella del cine, del deporte o un empresario notable, la gente los percibe como alguien relativamente inalcanzable.

Estos criterios de selección también son acorde a los objetivos de marketing que las marcas quieran conseguir, los cuales pueden considerarse como:

  • Cercanía, la cual se puede conseguir con los mircroinfluencers.
  • Engagement, el cual se puede conseguir con los pequeños influencers.
  • Alcance, el cual se puede conseguir con los grandes y macro influencers

Sin duda la contratación de influencers cada vez se ha afinado más, ya que las marcas analizan e investigan nuevos nichos de oportunidades en distintas comunidades como la de los gamers, la vida saludable, lifestyle, viajeros, tecnología, gastronomía, entre otros; pudiendo lograr un mix perfecto si abarcan contrataciones que obtengan  cercanía, engagement y alcance.

Es además importante acotar que, al contratar un influencer para la promoción de una marca, este tiene que hacer explicito en su mensaje que se trata de un contenido pagado.  Si no fuera posible comunicarlo directamente, se deberá hacer uso del hashtag #publicidad o #anunciocontratado.

A pesar del impacto económico del COVID-19, muchos de los influencers se vieron afectados por la coyuntura debiendo reinventarse, pero poco a poco con el pasar de los días las marcas comenzaron a invertir nuevamente en marketing de influencers, pero con un enfoque claramente diferente, inclusive sincerando tarifas, según Yuval Ben-Itzhak, CEO de Socialbakers. Los microinfluencers ahora son vistos como recursos de alto valor que generan un gran impacto, sin los elevados costos de los grandes y macroinfluencers.

Mientras los presupuestos se mantengan limitados en el marco de la pandemia, es probable que las marcas más arriesgadas continúen ampliando sus alianzas con estos microinfluencers, como parte de una estrategia sumamente inteligente de redes sociales.

En este contexto muchos de los influencers se sumaron a la ola mundial de generar contenido con el objetivo de concientizar las medidas de cuidado para prevenir el contagio del virus, amplificando el mensaje de campañas de salud como #yomequedoencasa o #quedatencasa, estos contenidos se generaron a título personal y no necesariamente teniendo relación con alguna marca.

En resumen, la preocupación actual por las contratación de los influencers o creadores de contenidos no solamente pasa por un análisis técnico sino por la buena reputación que el influencer tenga tanto a nivel digital, como personal para de esta manera  no poner en riesgo la credibilidad y prestigio de las marcas.